CINCO AÑOS DE LA «ÉPOCA DE LOS TERCIOS»
¡MUY IMPORTANTE!
EN BREVE, LAS PÁGINAS DEL SITIO SOLO PODRÁN VISITARSE MEDIANTE UNA CLAVE DE
ACCESO. POR FAVOR, LEA LA NOTICIA Y, SI LO DESEA, SOLICITE SU CLAVE.
25 DE NOVIEMBRE DE 2008:
Dentro de dos meses escasos, se cumplirán cinco años (16.I.2004) desde que comencé a dar
forma a este proyecto que —tras pasar por diversas etapas y dos largos apagones— quiero  im-
pulsar definitivamente; es decir, dedicarle el tiempo necesario para que, al menos en el próximo
año lleguemos a las 500 páginas visitables. Eso supone, ni más ni menos que duplicar su tama-
ño y, por ende, la información ahora disponible en red.

No es trabajo que pueda abordar solo y por eso preciso de vuestra ayuda; la ayuda de las perso-
nas que puedan brindármela y que, obviamente, han de participar del mismo interés que yo
tengo por la etapa histórica que cubrimos. Que éstas no sean muchas no es algo que me impor-
te: desde 1986 he venido dedicando mi tiempo disponible a distintas aventuras intelectuales re-
lacionadas con la historia militar y estoy persuadido de que el interés que concitan es muy mi-
noritario, prácticamante testimonial. Esto no es una premisa, sino un hecho constatable y em-
píricamente constatado por lo que carece de sentido que la difusión de nuestros contenidos
mantenga un carácter abierto o universal, siendo tan restringido el rango de interesados.

Lo que si es cierto es que, de todas ellas, ésta es la que menor nivel de colaboración ha suscita-
do, sin que todavía me explique el por qué, aunque quizá el formato electrónico haya pesado
negativamente. Sin embargo, no sólamente es el único disponible, sino el mejor para el propó-
sito que me anima por la facilidad de acceso a la información y de enlazarla entre sí. Conforme
el trabajo hecho va adensándose es más complicado para mi controlar los enlaces (links) o es
cada vez mayor número de páginas inacabadas cuya cuenta tampoco puedo llevar en solitario.

En otra de las etapas anteriores de éste proyecto ya restringí su acceso, aunque entonces bas-
taba enviar un mensaje de correo para obtener la clave. Ahora debo pediros algo más a cambio:
vuestra colaboración. Confío en que esto no se malinterprete como alguna forma de coacción,
«mano muerta» o, menos aun, de sevicia. Es algo tan elemental y antiquísmo como el «do ut
des» presente en el derecho consuetudinario romano antes de la promulgación de la Lex De -
cemviral. Por otra parte, tampoco se trata de aquel rechazo platónico de "no entre aquí quien no
sepa geometría", sino mas bien de aquella perorata aristotélica que partiendo de la premisa de
que no era justo que cobrara estipendio por sus lecciones —en tanto que su saber no disminuía
transmitiéndolo— tampoco lo era que las recibieran quienes nada empeñaban atendiéndolas.
Yo no os pido más que el estagirita: algún esfuerzo por vuestra parte. Habrá claves para todo
aquel que la solicite a través del blog arriba indicado o del formulario inserto más abajo, siempre
que asumáis que, a cambio, os comprometéis a esa colaboración que no se pide inmediata y
que en principio puede adoptar formas tan sencillas como evidenciar los errores o carencia de
enlaces, léxicos o de cualquier otra naturaleza que advirtáis en las páginas ya publicadas, que
seguirán siendo accesibles a través del caché del buscador. Habrá tiempo, más adelante, de
perfilar otras formas de colaboración mas desarrolladas —por ejemplo, la digitalización de artí-
culos de R&D, ya inciada, o ¿por qué no?, atraverse con algún artículo o biografía—, que abor -
daré con quienes demuestren mayor grado de implicación. De momento se trata sólamente de
anunciaros la contingencia y, sobre todo, de reclamar e interesar vuestra colaboración en este
proyecto enciclopédido sobre la Historia de los Tercios, todo lo hercúleo o ciclópeo que se quie-
ra pero ni inasible ni incabable.Sólo me resta pediros que que no utilicéis el correo electrónico,
convertido en un desván intransitable, en que pondré algun orden en cuanto me sea posible.
                                                                                                                                     
                                                                                                                                        
JUAN L. SANCHEZ.
FORMULARIO PARA SOLICITAR LA CLAVE DE ACCESO

EL FORMULARIO QUE BAJÉ DE LA BASE DE HERRAMIENTAS DE LA PÁGINA HA RESULTADO
UN FIASCO COMPLETO, YA QUE LA INFORMACIÓN TRANSMITIDA NO ME LLEGA. LOS INTE-
RESADOS EN LA CLAVE DE ACCESO DEBERÉIS ENVIAR UN MENSAJE DE CORREO, PINCHAN-
DO EN «CONTACTAR» EN LA PÁGINA PRINCIPAL, QUE DEBE INCLUIR LA SIGUIENTE INFOR -
MACIÓN BÁSICA:
1.—NOMBRE Y APELLIDOS DEL INTERESADO.
2.—LOCALIDAD DONDE RESIDE.
3.—NOMBRE O ALIA QUE DESEA UTILIZAR EN SU CLAVE DE ACCESO.
4.-FECHA DE NACIMIENTO (DDMMAA).
NOTA: EL ALIAS SERÁ EL USUARIO Y LA FECHA DE NACIMIENTO LA CONTRASEÑA DE LA CLA-
VE DE ACCESO.
5.-SE VALORARÁ QUE ESCRIBAIS EN QUÉ PARCELAS DESEAIS COLABORAR: REVISIÓN DE
PÁGINAS PUBLICADAS, ESCANEO, ENVÍO DE ARTÍCULOS, ETC.
LAS CLAVES DE ACCESO NO SON INFINITAS, AUNQUE CREO QUE SUFICIENTES PARA CONFORMAR EL EQUIPO DE
TRABAJO NECESARIO PARA LLEVAR EL PROYECTO A SU CONCLUSIÓN Y SER GENEROSOS CON QUIENES, POR
LAS RAZONES QUE FUEREN, NO PUEDAN IMPLICARSE EN NUESTROS LOGROS AUNQUE QUIERAN SEGUIRLOS. A
TRAVES DEL BLOG
TERCIOS.ORG PODRAN OBTENERSE CLAVES ACCESO DE DURACIÓN LIMITADA.